Published On: Lun, Ago 15th, 2011

Universidades privadas buscan captar a rechazados de la BUAP

La historia de cada año se repite, luego de que el pasado fin de semana, la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, BUAP, publicara las listas de los resultados del examen del Proceso de Admisión 2011, para cursar una de las 66 carreras técnicas y profesionales y 15 preparatorias dentro de esta casa de estudios, empezó otra lucha.

Los estudiantes que no aprobaron el referido examen, o que no obtuvieron el puntaje suficiente para ingresar a la carrera deseada, en la máxima casa de estudios, iniciaron otro peregrinar, buscar una institución de estudios superiores que les ofrezca un espacio para poder culminar su formación académica.

Desde la madrugada del pasado sábado, en miles de hogares se llenaron de alegría, pero otros de caras tristes y largas, estas últimas, motivo de no haber aprobado el examen de admisión de la BUAP, en donde sólo uno de cada dos estudiantes que buscó ingresar, logró hacerlo.

Tras sobreponerse, quienes no podrán continuar sus estudios en la máxima casa de estudios del estado, en medio de llanto y desesperación, los aspirantes rechazados empezaron a buscar una segunda opción, aplicar el plan “B”, recurriendo a las decenas de universidades particulares, que a sabiendas de lo que podían ganar, incrementaron durante la última semana sus campañas de promoción en radio, televisión y prensa escrita, para intentar captar a los más de 17 mil alumnos rechazados.

Los estudiantes tienen como principal opción alguna de las 12 instituciones de educación superior incorporadas a la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla BUAP, instituciones que esperan inscribir a 3 mil 500 estudiantes de los más de 17,500 aspirantes que no aprobaron el examen, o el puntaje obtenido no les alcanzó para ocupar un lugar en la carrera elegida.

Quienes se encuentran en este dilema, deberán hacer todo lo posible por elegir adecuadamente una institución que satisfaga sus necesidades educativas, que imparta una educación de calidad que les permita lograr su meta, ser profesionistas de calidad.

Para quienes buscaban ingresar a la universidad pública u desafortunadamente no lo lograron, se les empieza a ofrecer algún consuelo, que en el próximo ciclo escolar, las instituciones que forman parte del SESIBUAP no incrementarán sus costos, por lo que, sus colegiaturas oscilarán entre los mil 200 y dos mil pesos.

Aunque, para poder ingresar a una de las universidades incorporadas a la BUAP, los aspirantes deberán cumplir otro requisito, obtenido una puntuación superior a los 550 puntos en el examen aplicado por el College Board, como si el tener que pagar el costo de la matrícula y las colegiaturas no fuera ya de por su, un Calvario.

 

Leave a comment

You must be Logged in to post comment.