Miguel Barbosa Huerta y su esposa Rosario Orozco Caballero, apoyaron al niño Hugo Emiliano Sánchez Titla, con un aparato auditivo

*   Gracias a la sensibilidad y humanismo del gobernador  y la presidenta del SEDIF benefician a niño con padecimiento auditivo

*  La directora general del organismo, Leonor Vargas Gallegos hizo la entrega del apoyo realizado en el HNP y en representación de la presidenta del SEDIF.

*   Es la primera ocasión que en una institución pública se otorga un aparato especial para tratar la Microtia Atresia Bilateral

*   El apoyo fue posible luego de que la madre del paciente envío una carta al mandatario Miguel Barbosa.

Durante la entrega del apoyo realizado en el HNP y en representación de la presidenta del SEDIF, la directora general del organismo, Leonor Vargas Gallegos.

Gracias a la sensibilidad y humanismo del gobernador Miguel Barbosa Huerta y de la presidenta honoraria del Patronato del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Estado de Puebla (SEDIF), Rosario Orozco Caballero, el niño Hugo Emiliano Sánchez Titla, de 2 años y 5 meses, recibió un aparato auditivo especial como parte de su tratamiento para atender un padecimiento en su oído conocido como microtia atresia bilateral.

Este dispositivo se otorga por primera vez a nivel nacional en una institución pública como fue el caso del Hospital del Niño Poblano (HNP), cuyo apoyo fue posible luego de que la madre del pequeño, Celsa Aída Titla Durán, de San Francisco Ocotlán, junta auxiliar de Coronango, envió una carta al mandatario estatal y a la titular del SEDIF.

Fue Orozco Caballero quien personalmente se comunicó con la señora Celsa para expresarle que su petición sería atendida, por lo que la madre beneficiada comprobó que la actual administración estatal atiende las necesidades de las personas que más lo requieren.

“Lo que puedo decir es que el señor gobernador, su esposa y el DIF te escuchan y te ayudan”, sentenció emocionada la señora Celsa, al tiempo de comentar que para ella era imposible comprar este aparato, pues tiene un costo superior a los 100 mil pesos.

Miguel Barbosa Huerta y su esposa  Rosario Orozco Caballero, apoyaron al niño Hugo Emiliano Sánchez Titla, con un aparato auditivo.

Durante la entrega del apoyo antes mencionado realizado en el HNP y en representación de la presidenta del SEDIF, la directora general del organismo, Leonor Vargas Gallegos enfatizó que, con este tipo de apoyos, el organismo demuestra, una vez más, que el actual gobierno estatal es diferente y no solo se preocupa por la población sino se ocupa en atender sus necesidades.

Mientras que el director del HNP, Rigoberto Zamudio Meneses calificó esta acción como un parteaguas, pues insistió que es la primera ocasión que se implanta este tipo de dispositivos a pacientes de instituciones públicas, el cual permitirá a Hugo Emiliano un mejor desarrollo neurológico y una mejor adaptación social

Es muy gratificante que gracias  a la sensibilidad y humanismo del gobernador Miguel Barbosa Huerta y  de su esposa  la presidenta del SEDIF, Rosario Orozco Caballero,  hayan beneficiado a un niño con un  padecimiento auditivo.

MICROTIA

 ¿Qué es la microtia?

La microtia es una deformidad congénita del oído externo en la que el oído no se desarrolla por completo durante el primer trimestre del embarazo. La palabra “microtia” quiere decir “oído pequeño”, de las palabras en latín “micro” y “otia”. Los oídos con microtia varían en apariencia, y normalmente son más pequeños; a menudo sólo consisten de un lóbulo con forma de cacahuate diminuto. La microtia ocurre en 1 de cada 5000 nacimientos, aunque las tasas varían dependiendo del origen étnico. En el 90% de los casos, solo afecta a un oído, normalmente el derecho, y es más común en los hombres. La microtia describe el oído externo, pero a menudo está asociada con la ausencia del canal auditivo (denominado atresia de canal o atresia auricular), o con un canal auditivo extremadamente estrecho (estenosis de canal).

Los cuatro grados de la microtia:

  • Grado 1: El oído es más pequeño que lo normal pero están presentes las características clave de un oído normal, aunque puede tener diferencias menores en la forma.
  • Grado 2: Faltan algunas de las características del oído, aunque normalmente la mayor parte de los dos tercios inferiores del oído siguen presentes. La microtia de grado 2 algunas veces se llama “microtia de tipo conchal”. El canal auditivo puede estar presente, pero a menudo es muy estrecho (estenosis de canal).
  • Grado 3: Este es el tipo más común de microtia, en el que el único rasgo que permanece es un remanente de lóbulo de la oreja con forma de cacahuate pequeño. La microtia de grado 3 algunas veces se llama “microtia tipo lobular”. El canal auditivo normalmente está ausente por completo (atresia auricular).
  • Grado 4: Ausencia completa del oído externo sin remanente alguno. Esto se llama “anotia”, y se ve poco.

Fuente: Stanford Children’s Health  de la Stanford University