Published On: Lun, Jun 27th, 2022

Una barbarie ataques de las tropas de Putin en Kiev: Biden

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, calificó los nuevos bombardeos rusos sobre Kiev, la capital de Ucrania, de “barbarie” durante la cumbre del G7 en Alemania.

 “Es más de su barbarie”, contestó Biden a los periodistas que le preguntaron sobre los ataques rusos contra un barrio residencial de Kiev, durante la cumbre que tiene lugar a pie de los Alpes en la región alemana de Baviera.

Rusia bombardeó el domingo un barrio residencial de Kiev, la capital ucraniana, horas antes del inicio de la cumbre del G7 en Alemania, donde se abordará la devastadora ofensiva rusa para apoderarse de la región del Donbás, en el este de Ucrania.

Cuatro explosiones se registraron hacia las 06H30 (03H30 GMT) en Kiev e impactaron en un complejo residencial cerca del centro, provocando un importante incendio, según periodistas de la AFP presentes en el lugar.

Al menos dos personas fueron hospitalizadas, indicó en Telegram el alcalde de la capital, Vitaly Klitschko, quien precisó que había gente “bajo los escombros”, por lo que el balance podría agravarse.

La capital ucraniana no registraba ataques rusos desde comienzos de junio y los del domingo se producen antes de que comience la cumbre del G7 en el sur de Alemania y a pocos días de la cumbre de la OTAN en Madrid la próxima semana.

Se trata de “intimidar a los ucranianos (…) ante la proximidad de la cumbre de la OTAN”, dijo Klitschko tras las explosiones.

En la cumbre del G7, los líderes de las siete naciones más industrializadas -Alemania, Canadá, Francia, Italia, Japón, Reino Unido y Estados Unidos – buscarán entre otros reforzar el apoyo a Ucrania.

Reino Unido, que anunció una ayuda adicional que podría alcanzar los 525 millones de dólares, advirtió el sábado contra cualquier “cansancio” en el apoyo a Kiev, que podría favorecer al líder ruso, Vladimir Putin.

Reino Unido, junto a Estados Unidos, Canadá y Japón, prohibirá además la importación de oro ruso como parte de nuevas sanciones impuestas a Moscú por la invasión de Ucrania el 24 de febrero.