Published On: mar, Abr 30th, 2019

Sala permanente del Museo de la Memoria Histórica Universitaria, una ventana a la historia de la Estomatología

Desde pequeños espejos bucales hasta voluminosos sillones de trabajo, la sala permanente del Museo de la Memoria Histórica Universitaria resguarda una colección de mil 667 objetos que dan cuenta de la evolución de la Estomatología a lo largo del siglo XX.

La exposición la integran donaciones que docentes y egresados de la Facultad de Estomatología de la BUAP realizaron, desde 2006, a la entonces directora de esta unidad académica, Olivia Marín Santillana, con el fin de resguardar las piezas que usaron odontólogos en otras épocas y visualizar los cambios diacrónicos en instrumentos y técnicas odontológicas

El acervo está compuesto por gabinetes, jeringas, sillones, revistas, libros, fotografías, instrumental, medicamentos, motores, lámparas  e incluso una pintura relativa al tema. Si bien la mayoría de estos objetos datan del siglo XX, la colección cuenta con un fuelle elaborado en el siglo XIX, el cual -con el resto de la colección- ambienta la sala como un consultorio dental de los años 20. Además, se encuentran expuestas dos fotografías de 1945 que muestran el espacio de trabajo de Luis Villaseñor y Morales, quien fungió como director de la Facultad de Estomatología en 1961.

Hasta el año pasado las piezas conformaban el Museo de Odontología, ubicado en la Facultad de Estomatología. Debido a la adecuación de espacios, en 2017 se iniciaron los trámites para que constituyera una sala permanente en el Museo Histórico de la Memoria Universitaria. A finales del 2018 se adaptó el acervo a este espacio museístico para abrir la muestra a la comunidad universitaria y al público en general el 20 de marzo pasado.

Además del recorrido por la sala, los 754 libros y revistas que resguarda el museo están disponibles para consulta con un permiso especial con motivo de alguna investigación. El material bibliográfico, al igual que el resto de la colección, son un punto de partida para observar los cambios que durante las últimas décadas ha vivido la Estomatología en Puebla y reflexionar sobre el actual estado de la disciplina.