Published On: Mié, May 4th, 2011

Participó la BUAP en la catalogación del Museo Bello

En Puebla el patrimonio artístico de los museos a resguardo del estado poseen una catalogación completa, lo cual fue posible gracias a un proyecto titánico y sin precedente en México, en el que contribuyeron universitarios de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP).

 Alejandro Julián Andrade Campos y Montserrat Báez Hernández, estudiantes del Colegio de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras, catalogaron mil 500, de las tres mil 28 piezas de marfil, óleo, platería, textiles, cristales, numismática, muebles y otros que posee el Museo José Luís Bello.

 Por la importancia de las colecciones y la minuciosidad con la que se hizo el trabajo, los jóvenes universitarios tardaron aproximadamente un año para terminar.

 Y es que, dijo Andrade Campos, “no solamente se hizo la descripción a cada pieza, sino que también se realizó un proceso de investigación bibliográfica para comparar las piezas, buscar estilos y probables autores”.

 “Haber catalogado la mitad del Museo José Luis Bello fue una gran experiencia porque no sólo fue la investigación, sino también el contacto con las piezas, lo que me dejó una gran satisfacción; además en este trabajo aproveché los conocimientos que me dieron mis maestros en la BUAP”, expresó.

 Recordó que su gusto por el arte le llevo a escribir algunos artículos, de los que dijo: “Cuando se terminó la restauración del cuadro del Patrocinio de San José, que se encuentra en el cubo de la escalera principal del edificio Carolino, con el fin de que se conociera más la importancia de esta obra, que es parte del patrimonio universitario de la BUAP, escribí un artículo para la gaceta Tiempo Universitario del Archivo Histórico Universitario”.

 Posteriormente, recordó Andrade Campos, “escribí dos artículos más: uno sobre la Colección de Representaciones Marianas que alberga la BUAP, y otro sobre el patrimonio artístico universitario que actualmente se encuentra en San Pedro Museo de Arte”.

 Estos escritos le valieron para ser invitado a participar en el programa de catalogación del Museo José Luis Bello.

 Sobre su labor como historiador señaló: “La gente a veces piensa que cuando se estudia una carrera como historia no se tendrán muchas oportunidades en el futuro, pero con constancia y dedicación se pueden abrir muchas puertas”.

 Esta profesión afirmó es muy poética. “Si realmente se tiene la capacidad, pasión y voluntad para ejercerla, es posible aspirar a ser una parte fundamental en el discurso histórico, por eso hay que luchar por prepararse, ya que en el ambiente de la cultura hay una pelea intelectual que se debe sortear con preparación”.

 La meta de Alejandro Andrade Campos, una vez que obtenga el título de licenciado en Historia en la BUAP, es estudiar una maestría en el Instituto de Investigaciones Estéticas de la UNAM y dedicarse a la investigación de la pintura poblana.

Leave a comment

You must be Logged in to post comment.