Published On: Mié, Dic 18th, 2019

México debe fortalecer su soberanía interna, promoviendo el Estado de Derecho

36

En las últimas fechas las relaciones entre Estados Unidos y México se han venido deteriorando en varios frentes, como es la “renegociación ríspida del nuevo tratado comercial que se pretende firmar, y de cómo México se ha convertido en parte del discurso del presidente –Donald- Trump en una amenaza y la situación de los migrantes que pretenden llegar al país del Norte”, señaló el Dr. Derzu Ramírez Ortiz, catedrático de la Escuela de Relaciones Internacionales de la UPAEP.

Manifestó que en todo este contexto del deterioro de las relaciones bilaterales, también se dio el anuncio de catalogar a los “Cárteles de la droga como terroristas, lo cual encaja perfectamente bien dentro del discurso del presidente de los Estados Unidos, en donde enmarca a México y la frontera sur como una amenaza para los norteamericanos”.

Subrayó que es importante que México se comience a preocupar por proteger su soberanía, pero internamente, “lejos de pensar que los Estados Unidos pudiera ser una amenaza a nuestra soberanía. En estos momentos la soberanía del país se está disputando internamente por algunas de estas organizaciones criminales que operan transnacionalmente y que en algunas partes de nuestro territorio nacional se están convirtiendo en autoridad de facto. Hace algunos meses atrás fuimos testigos de cómo en Culiacán, el Cártel de Sinaloa logró que el Estado Mexicano claudicara de imponer la ley, situación que a mi parecer es la amenaza más seria para la soberanía de nuestro país”.

Advirtió que hay que esperar e identificar de qué se trata esto; si sólo se trata de un discurso electoral por parte de Donald Trump, pero que no va a tener implicaciones, lo cual puede ser una posibilidad; o se trata de alguna táctica para poder sacar algún tipo de concesión por parte del gobierno mexicano, porque “no hay que olvidar que un día antes de que el presidente de Estados Unidos anunciara que se pospone el nombramiento de los Cárteles de la droga como terroristas, se da la visita del Fiscal General de los Estados Unidos con el presidente López Obrador, y además, no se sabe qué se negoció ahí en ese encuentro. Lo interesante de ahí es ver que después de la reunión, se da este anuncio del presidente Trump de retirar por lo pronto esta situación del terrorismo”.

De igual forma, indicó que la política de Donald Trump, de tipificar a los Cárteles de la droga como terroristas, vaya en serio y no sea un estilo de política que los norteamericanos estén visualizando.

Agregó que en caso de que esta propuesta se vuelva una realidad, implica para México, bajo el esquema de las leyes estadounidenses, “que se le comience a perseguir e investigar con todas las agencias de inteligencia del gobierno de los Estados Unidos, lo que indicaría que los Cárteles de la droga, no nada más la DEA, que es la agencia antidrogas de los Estados Unidos sea la única agencia que los vaya a perseguir o investigar, sino que el FBI, la CIA y toda la Agencia Nacional de Seguridad norteamericana, perseguirán a estas organizaciones criminales”.

Afirmó que en ese sentido, no estaría mal el contar con este apoyo por parte de los Estados Unidos, dijo que lo que ocurre es que “este tipo de anuncios por parte de Donald Trump generan desconfianza, porque los Estados Unidos han abusado del término terrorista, ya que le han puesto esa etiqueta a organizaciones con fines políticos, como por ejemplo, la Guardia de Irán, que en días pasados fue tipificada como organización terrorista por parte de los norteamericanos, situación que fue utilizada con fines geopolíticos”.

Apuntó que fuera de ese escenario político, sería bueno contar con el apoyo de las agencias norteamericanas para combatir a las organizaciones criminales constituidas por los Cárteles de la droga.

Por lo tanto, acotó que México debe tomar en cuenta las siguientes acciones, “entender que las organizaciones criminales no trabajan aisladamente; sino que trabajan en redes de complicidades que no solo operan a nivel nacional dentro del país, participan en redes trasnacionales en donde también se involucran el sistema financiero, el sistema bancario en lo referente al lavado de dinero; así como la intervención de redes de complicidad con políticos e instituciones del estado mismo”.

De igual forma, reiteró que México debe explorar la idea de crear la figura jurídica de organización criminal trasnacional, figura jurídica que existe en los Estados Unidos y que de crearse en nuestro país, podría facilitar la cooperación con los vecinos del Norte. “Porque para combatir eficazmente a las organizaciones criminales, se requiere del apoyo de los Estados Unidos porque éstas operan trasnacionalmente, no solo tienen presencia en México. Es necesario crear un andamiaje institucional mucho más robusto, que reconozca que estas organizaciones trasnacionales operan en redes.

El Dr. Derzu Ramírez dijo que el estado mexicano debe enviar un mensaje claro de que la utilización de tácticas terroristas por parte de las organizaciones va a tener costos muy altos, como fue el caso de Culiacán, Sinaloa.

Por último, externó que lo que el presidente Donald Trump intenta hacer, “de tipificar estas organizaciones como terroristas, es una exageración. No podemos decir que en México hay organizaciones terroristas, sino más bien, que las organizaciones criminales en ciertos momentos, ocupan tácticas terroristas, que no es lo mismo. El terrorismo se refiere al empleo de la violencia contra civiles o contra no combatientes con los siguientes fines, causar terror psicológico en terceros como puede ser sociedad o gobierno, canalizar mensajes y/o reivindicaciones políticas, ya que el terrorismo siempre tiene este componente de hacer una reivindicación política y de provocar cambios en el comportamiento de un actor, social o gobierno, de acuerdo a los objetivos políticos del atacante”.

Dijo que el gobierno mexicano debe poner un alto a las acciones que están tomando los grupos criminales de los Cárteles de la droga y marcar una clara frontera y disuadir a estos grupos de que utilicen este tipo de tácticas, porque de no hacerlo, podríamos trasladarnos a situaciones como las que vivió Colombia en la décadas de los 80’s y 90’s.