Published On: Sáb, Ago 22nd, 2015

Margit Frenk, 70 años dedicada al estudio de la literatura y la lírica popular

margitFrenkJVL_1648-b

Son ya casi 70 años los que la filóloga, hispanista, folclorista y traductora Margit Frenk (Hamburgo, Alemania, 21 de agosto, 1925) ha dedicado al estudio de la literatura y la lírica popular en los siglos de oro, en los cuales ha conformado una obra descomunal que incluye más de 200 publicaciones, entre artículos, ensayos, libros, reseñas y traducciones, que la convierten en la máxima conocedora de la lírica popular hispánica.

Aunque fue en 1946 cuando se tituló en la UNAM con la tesis La lírica popular en los siglos de oro, la cual ya apuntaba al que sería su campo de mayor interés, la especialista ha revelado que, en realidad, “yo salí frustrada de la carrera de Literatura Española en la Facultad de Filosofía y Letras, que en esos remotos tiempos era pésima”.

Fue hasta que continuó sus estudios en la Universidad de Berkeley cuando conoció a quien sería su gran maestro, José Fernández Montesinos, especialista en autores como Lope de Vega y Galdós, así como de la novela española del siglo XIX, quien fue fundamental en su formación.

A partir de ahí, destacó la también escritora Margo Glantz, se conformó el interés por la literatura popular de Margit Frenk, al que se ha dedicado con una constancia y rigor admirables, como filóloga y profesora eminente, para analizar la vinculación entre la literatura y la cultura de los pueblos, sobre todo en la época conocida como los siglos de oro.

A ella se debe el Cancionero folklórico de México que, editado en cinco volúmenes, es la recopilación más amplia y sólida de la poesía popular que haya sido realizada en cualquier lengua.

Son ya casi siete décadas las dedicadas por Margit Frenk al estudio de la lírica popular hispánica, a partir de la Edad media, pasando por el Renacimiento hasta el Siglo de oro, así como de las canciones populares que, en muchos casos, se siguen cantando.

“A la indagación de dónde, cuándo y cómo nos llegan estas pequeñas cancioncitas se dedica la mayor parte de su vida”, señalaba Martha Bremauntz en el artículo Homenaje a Margit Frenk, que data de septiembre de 2006.

En este sentido, Margit Frenk ha destacado el importante papel que han tenido las mujeres no sólo en la difusión, sino incluso en la creación de este tipo de piezas. “Se sabe que las mejores informantes, entre los informantes de poesía popular, son las mujeres, es decir las mujeres tienen un papel importantísimo, en la transmisión y en la creación de poesía popular, pero esto es difícil de aceptar para quienes piensan que la mujer no es capaz ni de componer una coplita sencilla”.

Hija del médico Ernesto Frenk y de la crítica, escritora y traductora Mariana Frenk-Westheim, Margit nació en Hamburgo en el año de 1925 y llegó a México en 1930, a la edad de cuatro años, para convertirse en filóloga, hispanista, folclorista y traductora.

Se doctoró en Lingüística y Literatura Hispánica en El Colegio de México en 1972, con la tesis Las jarchas mozárabes y los comienzos de la lírica románica. De 1949 a 1980 fungió como profesora investigadora en esa institución y desde 1966 a la fecha ha hecho lo propio en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM.

En una entrevista realizada por el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Margit Frenk aseguró que se dedicó al estudio de la lírica popular simplemente “porque me gusta esa poesía, fue el tema de mi tesis de licenciatura, pero también he hecho otras cosas, en los últimos años me dedico a El Quijote, porque me gusta”.

La especialista indicó que Don Quijote de la Mancha, de Miguel de Cervantes Saavedra, “es un texto inagotable. Hay miles y miles de estudios, pero uno no acaba de descubrir los misterios y maravillas que tiene. Es un libro que uno puede seguir y seguir leyendo con placer y cada vez es un placer, una sorpresa, un deleite”.

En años recientes, la autora presentó el libro Cuatro ensayos sobre El Quijote, editado por el Fondo de Cultura Económica. “Es un libro muy chiquito y muy concentrado, cada vez escribo de manera más compacta, lo que antes decía en una frase con cinco palabras, ahora la compacto en tres. Creo que es mejor escribir poco y concentrado, que escribir mucho”.

Sin embargo, según Felipe Garrido, en el artículo titulado Margit Frenk. Entre motivos de asombro, son cinco libros con más de cuatro mil páginas en total los que concentran la parte medular de la monumental producción de la autora: Las jarchas mozárabes y los comienzos de la lírica romántica; el Cancionero folklórico de México; Entre la voz y el silencio. La lectura en tiempos de Cervantes; El nuevo corpus de la antigua lírica popular hispánica. Siglos XV a XVII y Poesía popular hispánica: 44 estudios.

A pesar de ese “mar de papel”, señala Felipe Garrido, los escritos de Margit Frenk “están alejados de toda retórica academicista, de toda vana erudición; desprenden energía y pasión; reflejan la alegría de trasladar su emoción a los demás”.

Precisamente en una reseña al libro Poesía popular hispánica: 44 estudios, José Manuel Pedrosa, de la Universidad de Alcalá, consideraba que Margit Frenk “es la persona que, hace ya seis décadas, situó en el mapa de la ciencia e introdujo en los manuales de literatura y en los currículum universitarios un género, el de la lírica popular hispánica, que, sin ella, se hubiera quedado en alguna oscura cripta, esperando mejor ocasión y aguardando el esfuerzo que hubiera tenido que ser seguramente colectivo, de toda una generación o de varias generaciones de estudiosos para poder salir a la luz”.

Y es que la especialista compiló, por ejemplo, una obra monumental como es el Nuevo corpus de la antigua lírica popular hispánica, una magnífica colección de textos tradicionales de la lírica popular que incluye casi tres mil 800 cantares, rimas y poemillas en más de dos mil páginas.

Cabe señalar que Margit Frenk forma parte del Sistema Nacional de Investigadores en el nivel III, es investigadora emérita en El Colegio de México, así como en la UNAM y desde 1993 es miembro de la Academia Mexicana de la Lengua.

Presidenta honoraria de la Asociación Internacional de Hispanistas, es integrante de la British Academy, del Institute of Romance Studies de la Universidad de Londres y de la Real Academia Española de la Lengua. Además ha recibido doctorados Honoris Causa por universidades como la Sorbona, la de Sevilla y UNAM.

Ha recibido el Premio Universidad Nacional, el Premio Nacional de Ciencias y Artes, así como el Premio Alfonso Reyes. Actualmente, dirige la Revista de Literaturas Populares de la UNAM.