Published On: Mar, Sep 2nd, 2014

Marcha campesinos contra edil represor de Zacapoaxtla

Marcha campesinos 1

Zacapoaxtla, Puebla. Más de mil 500 integrantes del Movimiento Antorchista se manifestaron por quinta ocasión en la ciudad de Zacapoaxtla, ante la cerrazón del presidente municipal, Guillermo Lobato Toral, quien no ha querido atender las demandas del pueblo organizado y, además, ha desatado una campaña de amenazas y desprestigio en contra de la organización.
Desde las 9 de la mañana, los antorchistas se manifestaron en los principales accesos de entrada a la cabecera municipal, ante la falta de solución de las demandas de beneficio social como aguas potables, electrificaciones, apoyos al mejoramiento de la vivienda y otros que no sólo benefician a los integrantes de la organización, sino a la ciudadanía en general.
Sady García Córdova, líder de la organización en el municipio, dijo que la protesta forma parte del programa de acciones para intensificar la campaña de denuncia en contra de la actitud amenazadora y liquidadora del presidente, quien en lugar de resolver los problemas de la gente responde con infundios y calumnias, y en lugar de escuchar grita y vocifera en contra de ciudadanos que debieran ser atendidos.
«Persiste en una actitud cerrada, irracional, de no atender las demandas de los grupos sociales marginados. El señor presidente no nos quiere atender como organización, alegando que de manera individual sí lo haría; pero, qué garantía tiene el individuo si tenemos testimonios de que los ha corrido con insultos cuando van solos», sentenció.
El líder señaló que el alcalde se ha dedicado a amedrentar a los antorchistas, amenazando con que les irá mal y que perderán su empleo; agregó que el malestar por el actuar del edil es general en la población, sobre todo porque se han dado sucesos de abuso como el incremento a impuestos municipales.
Invitó a la ciudadanía a mantenerse unida, organizada y siempre defendiendo los intereses del pueblo pobre; los antorchistas partieron en dos nutridos contingentes, uno del puente colorado y otro de la entrada donde se ubican los bomberos, en marcha hacia el zócalo de la ciudad, para denunciar la cerrazón del munícipe.