Published On: Sáb, Nov 20th, 2021

Gobierno de EEUU incluirá reforma migratoria en plan de gastos

Washington.- El proyecto de ley de gasto social aprobado por la Cámara de Representantes de Estados Unidos el viernes incluirá la propuesta de reforma migratoria más amplia de los últimos 35 años, informaron medios locales.

Si la disposición es aprobada por el Senado tal y como está, permitiría a los migrantes indocumentados que están en el país desde antes de 2011 hasta 10 años de autorización de trabajo, pero incumple con el objetivo inicial de ofrecerles una vía de acceso a la ciudadanía.

Aún así, la iniciativa propuesta por el Partido Demócrata, que fue aprobada con 220 votos a favor y 213 en contra en la Cámara Baja, es una versión mucho más reducida de lo que los proponentes buscaban inicialmente.

Según un análisis de la Oficina Presupuestaria del Congreso (CBO) solo 6,5 millones de los 11 millones de indocumentados que viven en Estados Unidos se beneficiarían directamente de la medida.

La norma plantea una especie de exención a las leyes de inmigración, y utiliza un proceso conocido como libertad condicional (parole) para permitir que las personas permanezcan en el país durante cinco años con la opción de extenderlo por otros cinco más.

Según la CBO, si se aprueba la legislación, cerca de tres millones de migrantes podrían pasar del estatus de libertad condicional a la residencia legal permanente, que es el primer paso hacia la ciudadanía.

Estos ascensos de estatus estarían disponibles para los familiares directos de los ciudadanos estadounidenses, quienes actualmente no pueden solicitar la residencia legal permanente.

La diputada Verónica Escobar (demócrata de Texas) lamentó que el paquete se redujera finalmente a protecciones mediante una década de autorización de trabajo.

Con suerte, en algún momento lograremos que los indocumentados estén totalmente protegidos a través de una vía hacia la ciudadanía, dijo.

El proyecto de ley también incluye la recaptura de visados, evitando la pérdida de unos 222 mil visados familiares y 157 mil permisos de empleo no utilizados que, de otro modo, expirarían al final del último año fiscal.

Esta medida contribuirá a mantener las vías de inmigración para quienes, en el extranjero, suelen esperar años para emigrar a Estados Unidos.

De acuerdo con la publicación The Hill, la inclusión de disposiciones en materia de inmigración pasó a un segundo plano en la lucha política para elaborar «el paquete legislativo estrella» del presidente Joe Biden.

El medio aseguró que, aunque el debate sobre la inmigración fue un tema menor durante las negociaciones del proyecto de ley Build Back Better (Reconstruir Mejor), tardaron meses en llegar a un consenso qué políticas incluir.

Los defensores de los derechos de los inmigrantes criticaron a los demócratas por mostrar una falta de interés en un tema que es personal para millones de ciudadanos estadounidenses y extranjeros en el país.