Published On: Mié, May 18th, 2022

Exigen castigo para los asesinos de indígenas en Coyomeapan

Coyomepan, Puebla. “El 9 de mayo, luego de regresar de una reunión en la comunidad de Ixtaxochitla, un grupo de indígenas, de la Unidad por Coyomeapan, fue emboscado y acribillado por policías estatales, en los límites entre Zoquitlán y Coyomeapan. Los uniformados abrieron fuego contra los vecinos, dando como resultado, el asesinato de Teófilo Barrera Arellano, Marcelo Carrera Reyes y de Omar Herrera de 15 años; y cuando menos otros cuatro heridos, entre ellos el profesor Lauro Gil Argüelles, presidente del comité de la Unidad por Coyomeapan”, denunció Antonio Escamilla Meza, en representación del comité seccional de Antorcha en Tehuacán.

Los pobladores señalaron que la familia Celestino se ha enriquecido a partir de los puestos públicos. Otra de las preocupaciones de los lugareños es que los recursos naturales sean expropiados en beneficio de esa familia caciquil.

Los hermanos Celestino han sido señalados como inventores de delitos contra sus oponentes, como protectores de criminales, como poseedores de un grupo de sicarios que han amedrentado a la población para sus fines políticos y familiares, como expertos en el arte de ganar elecciones mediante la compra de votos, engaños, amenazas e intimidaciones.

Por eso, habitantes de Coyomeapan, hartos del cacicazgo, desde el 6 de junio de 2021 se levantaron para organizar el movimiento de resistencia para pedir al gobierno estatal y federal la repetición de las elecciones, aunque también se ha manejado el establecimiento de un concejo municipal representativo de todos los sectores del municipio.

«Lamentablemente, lo que han ganado los indígenas ha sido indiferencia del gobierno federal y represión del estatal, trayendo como consecuencia 31 órdenes de aprehensión contra inocentes, 4 presos políticos (Basilisa Montaño Gutiérrez, Anastasio Sanginez, Gonzalo Martínez Herrera, y Eruviel Aguilar Gómez), 3 muertos y varios heridos; un municipio con vacío de poder por culpa de alianza de los caciques con el gobierno del estado», señaló Escamilla Meza.

Pedro Bravo Hernández, dirigente municipal de Antorcha Campesina en Coyomeapan sostuvo: “Antorcha, no ha dirigido ni dirige el movimiento de resistencia, este es dirigido por la Unidad por Coyomeapan. Pero los antorchistas nos solidarizamos con esta lucha de los pobladores de ese municipio serrano que exigen castigo ejemplar a los policías asesinos de indígenas; indemnizaciones a familiares de los asesinados y pago de gastos médicos a los heridos. Que se liberen a los cuatro presos políticos y todas las órdenes de aprehensión contra inocentes”.