Published On: vie, Ago 23rd, 2019

Con las variaciones climáticas, se incrementan 30 por ciento las enfermedades respiratorias

Con las variaciones que se registran en el clima, las enfermedades respiratorias en niños se llegan a incrementar hasta en un 30 por ciento, señaló el Dr. Eduardo López Villalobos, Coordinador de la Clínica de Urgencias Médicas de la UPAEP.

Apuntó que en el caso de Puebla, regresan a la escuela cerca de 2 millones de niños a clases el próximo lunes 26 de agosto y con el clima que está proliferando en el estado y el resto del país se presenta algunas alteraciones en la salud de los infantes.

Encontramos “lluvias, calor, corrientes frías, lo que da origen a un clima bastante variable” y para evitar que lleguen enfermos a clase debemos tomar en cuenta algunas recomendaciones médicas.

El Dr. López Villalobos enfatizó que los padres de familia deben estar atentos con respecto a los reportes del clima y tomar precauciones, ya que estas variaciones de clima provocan trastornos en la salud, como son problemas de tipo digestivo y respiratorio principalmente.

En cuanto a los problemas digestivos que se presentan en los niños, dijo, se debe a que los alimentos se descomponen más rápido con esta variación del clima; por lo que es recomendable que los infantes se lleven alimentos prácticos a la escuela, como son frutas y verduras.

En cuanto a las enfermedades respiratorias, manifestó que hay algunos días que las mañanas están amaneciendo frías, “frescas”, por lo que es necesario llevar bien abrigados a los niños, ya que las inclemencias del clima modifican la temperatura del cuerpo, al grado de provocar problemas de tipo respiratorio. Recomendó que los niños deben cubrirse la boca y la nariz para evitar respirar aire frío, no basta con llevar un suéter o chamarra.

Asimismo, dijo que es sano hacer ejercicio en el momento de las actividades físicas que se organizan en la escuela, pero, que este ejercicio debe realizarse cuando los rayos del sol estén menos intensos, ya que la radiación solar es nociva para la piel, y el calor afecta la hidratación de los niños, así como evitar los golpes de calor. El ejercicio se debe efectuar más temprano.

Por su parte, la Mtra. Miriam Ríos Kosa, Directora de la Facultad de Fisioterapia de la UPAEP, indicó que en lo referente a la actividad física, América Latina tiene más de 6 años monitoreando que el 36 por ciento de la población que era inactiva, ha pasado a un 39 por ciento, y en ese sentido, la Organización Panamericana de la Salud se encuentra preocupada por esta situación, además de que se sabe que las mujeres son menos activas en un 10 por ciento.

Por lo tanto, en este momento que estamos por regresar a clases, se deben generar y promover buenos hábitos en donde la actividad física sea la principal acción para mantenerse saludables.

Abundó que mucha gente no conoce la diferente entre actividad física, ejercicio y deporte. “Por actividad física deben entenderse el hecho de no quedarse sentado y eso está pasando mucho con los niños dentro del núcleo familiar, las familias no están realizando actividades conjuntas, los niños tienen que realizar tareas y por consecuencia caminan menos”.

Enfatizó que para mantenerse saludables, adultos jóvenes y niños, es importante hacer una rutina de 20 minutos de actividad moderada, sin olvidar que es importante tener una revisión fisioterapéutica y médica.

Indicó que la Organización Mundial de la Salud señala que las personas deben hacer 150 minutos de ejercicio, de moderado a intenso y en el caso de América Latina, nos estamos quedando por debajo de los porcentajes de actividad física que existen.

Por lo tanto, exhortó a los padres de familia para que inviten a sus hijos a realizar actividades físicas que les ayuden a mantenerse sanos, activos y en forma.