Published On: vie, Ago 16th, 2019

Baylab abre el mundo de las ciencias a estudiantes mexicanos

 

Como compañía enfocada en las ciencias de la vida, Bayer a través del Baylab tiene el firme compromiso de acercar la ciencia y la tecnología a los jóvenes de México y el mundo.

Con tres Baylab en México, en Papalote Museo del Niño y Universum en CDMX, y en Papalote Museo del Niño Monterrey, y presencia en nueve países más alrededor del mundo, este novedoso formato de laboratorio educativo se adapta el modelo del Baylab que se encuentra en el BayKomm, en el Centro de Comunicación de Bayer AG, en Leverkusen, Alemania,  para crear un ambiente ideal para experimentar y vivir el quehacer científico a través de dinámicas divertidas que contribuyen a despertar el interés de los jóvenes por la ciencia y la tecnología.

A través de los Baylabs, Bayer desea fomentar el interés de los estudiantes por las ciencias de la vida y su disfrute. Además, el enfoque práctico de Baylab permite a los asistentes participar de manera proactiva en el proceso de aprendizaje, además de contribuir en completar la “brecha experimental” que viven los profesores de ciencias como consecuencia de limitaciones de tiempo y costos.

Con el apoyo de un equipó de facilitadores, en los Baylabs se llevan a cabo interesantes experimentos que complementan los estudios escolares en los campos de la biología, la química y la medicina. De esta manera, Baylab no sólo enseña de manera didáctica a los jóvenes sobre ciencia y tecnología; sino también de manera práctica, fomentando una perspectiva holística. Los programas a medida que ofrece Baylab, brindan un apoyo práctico a los maestros y a las iniciativas educativas escolares.

En el mundo, los programas de Baylab se adaptan a diferentes necesidades: talleres de ciencias de la vida para estudiantes de diferentes grados escolares, desde nivel básico hasta superior; durante vacaciones, cursos de ciencia para niños y jóvenes; programas móviles de Baylab para escuelas y en eventos específicos; kits de ciencias para docentes (en Alemania, Sudáfrica y Argentina); oportunidades de educación adicional para docentes; y Baylab Corners, experimentos científicos que los alumnos pueden realizar de forma segura en su cocina.

A través de su red global Baylab y en estrecha cooperación con socios internacionales y locales, Bayer tiene como objetivo ofrecer mejoras sustentables y beneficios a largo plazo para las comunidades donde se encuentran los sitios de Bayer y para la sociedad en general.

El primer Baylab se estableció en Wuppertal, Alemania, en 1998. Desde entonces, la red se ha expandido a México (dos en la Ciudad de México y uno en Monterrey), Polonia (Varsovia), Rumania (Bucarest), Bulgaria (Sofía), Sudáfrica (móvil), Vietnam (Ciudad Hi Chi Minh), Argentina (móvil), Corea del Sur (Pyeongtaek) y el Reino Unido (Reading). A finales de 2018, los diferentes Baylabs del mundo habían recibido a más de 560,000 visitantes.

En México, el primer Baylab se inauguró en Papalote Museo del Niño el 15 de diciembre de 2011, siendo el más visitado en todo el mundo y donde recientemente se premió al visitante 250,000. Aunado a ello, el Baylab en Papalote Museo del Niño Monterrey conmemoró su primer aniversario el pasado 15 de julio del presente año. Y el Baylab en Universum, Museo de las Ciencias de la UNAM, inaugurado el 16 de febrero, 2017 con más de 20,000 visitantes. En conjunto los tres Baylab en México suman más de 300,000 visitantes recibidos. Se trabaja en la apertura del próximo Baylab en México.