Published On: Vie, Ene 12th, 2018

“Aunque mataron a uno, estamos en pie de lucha”, dicen en Taltzintan

Huitzilan, Puebla. “El trabajo de Manuel Hernández Pasión era muy bueno. Aquí en mi comunidad se hicieron varias obras, por eso mismo exigimos castigo para los asesinos. Manuel era un buen presidente porque compartía con todos su amistad, no señalaba a pobres ni ricos, sino que a todos los atendía; cuando se presentaba uno en la presidencia atendía a la gente. No señalaba”, así lo manifestó Benito Bonilla Méndez, habitante de la comunidad de Taltzintan.

Bonilla Méndez manifestó su indignación porque han transcurrido casi tres meses del asesinato de Manuel Hernández Pasión y su escolta Juventino Torres Melquiades, acribillados por las balas asesinas de los enemigos del progreso, y a la fecha no se ha detenido a los autores materiales ni intelectuales.

Exigió a la Fiscalía General del Estado y a la Secretaría de Gobernación que detengan a los criminales, pues cuentan con las pruebas suficientes y ya han identificado a los asesinos.

“En este caso se oye muy mal que no haya justicia. Necesitamos justicia. Invito a los compañeros para que exijamos justicia por ese asesinato del señor presidente, pues nos hace mucha falta para seguir con los proyectos que él estaba trabajando muy bien. Pues yo los invito a que sigan luchando. Antorcha no va a fallar, aunque mataron a uno, no nos podrán matar a todos y estamos en pie de lucha”.